Al igual que con casi cualquier producto, la ropa de cama se ofrece en muchos materiales y niveles de calidad.  Cuando se considera el tema del descanso, las personas suelen centrarse más en la calidad del colchón y las almohadas que en las sábanas. No obstante, si consideramos que las personas pasan en la cama un promedio de 7 horas al día, nos daremos cuenta que la calidad de la ropa de cama es tan importante como el tipo de almohada o colchón sobre el que se duerme.

Cuando hablamos de un hotel, la ropa de cama es entonces una pieza fundamental en el servicio y confort que se le ofrece al huésped, por eso el hotel debe tener mucho cuidado con su elección.

A continuación, les daremos algunas características que hacen que la cama de su hotel hable bien de su calidad y servicio:

  1. Usar sábanas del mejor material. Lo más utilizado en este sentido es el algodón 100% egipcio a partir de los 200 hilos (se dice que luego de los 800 la cantidad no importa), por sus fibras largas y proceso de fabricación que garantizan suavidad, frescura y una textura parecida a la seda.  Sin embargo, algunos hoteles utilizan sábanas que mezclan algodón y poliéster, para evitar las arrugas y obtener una mayor resistencia.
  2. Tipo de tejido. El tejido de las sábanas afecta al tacto, a la apariencia y la longevidad de las mismas, por eso algunos tipos de tejido como el percal o el satén, destacan entre los más recomendables a la hora de escoger la ropa de cama.
  3. El lugar de fabricación. Aunque hay muchos países que fabrican sábanas de calidad, se considera que Francia e Italia están entre los mejores fabricantes, aunque la fibra que utilizan muchas veces procede de Egipto y otros países.
  4. El diseño y acabado. La lencería hotelera ha adquirido un nuevo significado en lo que a tendencias de moda y estilo se refiere.  Tradicionalmente las sábanas que se han utilizado son blancas, pero actualmente se están empleando otros colores, así como diferentes diseños que buscan darle una identidad particular al hotel.
  5. Otros accesorios para su cama. Además de las sábanas, un hotel suele vestir su cama con cobijas, cubrecamas o edredones. Entre los accesorios más lujosos se encuentran los edredones y almohadas de duvet, rellenos de plumaje de pecho de ganso y de otras aves acuáticas que permite que el cuerpo tenga la posibilidad de respirar mejor y que dan una textura de gran suavidad.

Así que ya lo sabe, si quiere que su huésped se lleve la mejor impresión de su hotel, uno de los aspectos que debe considerar con más cuidado es la ropa de cama que elija.  En Amenicorp ponemos a su disposición varias líneas de ropa de cama y accesorios de acuerdo al presupuesto y necesidades de su hotel.  Cotice con nosotros hoy.